Trabajo Social

Puerta de entrada a la asociación

El Trabajador Social ayuda a resolver los problemas sociales, a satisfacer las necesidades y a desarrollar las capacidades personales que permitan, mediante la utilización o la promoción de los recursos adecuados, conseguir una mejora de calidad de vida y de bienestar social.

El diagnóstico de  Esclerosis Múltiple exige a la persona afectada y a su familia un proceso de adaptación, así como la puesta en marcha de recursos personales, sociales, y familiares para afrontar su nueva situación de la mejor manera posible.

Este servicio constituye la puerta de entrada de la asociación; cuando una persona acude al centro para pedir información y/o hacerse socia, la profesional que le atiende es la trabajadora social, quien derivará, en su caso, al resto de profesionales del Programa de Rehabilitación Integral.

Los Objetivos del Área Social son:

1. Analizar, detectar y evaluar las necesidades individuales de las personas, ayudando a clarificar las situaciones y a afrontarlas.

2. Planificar una adecuada intervención social, tanto a nivel individual como familiar, intentando la máxima integración social.

3. Orientar a las personas afectadas de Esclerosis Múltiple y sus familias para que desarrollen las capacidades que les permitan resolver sus problemas sociales, individuales y/o colectivos.

4. 
Facilitar información, estudiar sus redes socio familiares y ponerles en relación con los recursos comunitarios. 

Conocer, gestionar y promocionar los recursos existentes en la Comunidad con el fin de ponerlos en relación con las personas afectadas y sus familias.

El diagnóstico de  Esclerosis Múltiple exige a la persona afectada y a su familia un proceso de adaptación, así como la puesta en marcha de recursos personales, sociales, y familiares para afrontar su nueva situación de la mejor manera posible.

Actividades

Las actuaciones más frecuentes en este servicio son:

1. Entrevistas individuales para conocer la situación de cada persona, analizar, detectar y evaluar las necesidades que puedan presentar para planificar posteriormente  una adecuada intervención.

2. Información, valoración y orientación sobre los diferentes recursos existentes, principalmente sobre todo lo relacionado con el tema de la discapacidad.
Seguimiento de casos.

3. Información sobre la enfermedad, la asociación y los recursos existentes a cualquier persona que lo solicita. 

Elaboración de solicitudes de ayudas individuales.

4. Elaboración de proyectos y memorias.

Desde el Servicio de Atención Social se gestiona el SAD:


La iniciativa de poner en marcha el Servicio de Atención a Domicilio, surge de la demanda planteada directamente por un grupo de personas usuarias de ADEMNA, ante la dificultad de llevar a cabo las actividades de la vida diaria, así como participar del programa de Ocio y Tiempo libre que organiza la Entidad.



Es un servicio que pretende, por un lado, fomentar la autonomía de las personas que necesiten la ayuda de una tercera persona para las actividades de la vida diaria, y para el disfrute de las diferentes actividades de ocio, promovidas desde ADEMNA,  y por otro, favorecer el descanso de las cuidadoras habituales de estas personas.